Ginecomastia o agrandamiento de senos masculinos - Eternal Beauty Clinic
5161
post-template-default,single,single-post,postid-5161,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,columns-4,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

Ginecomastia o agrandamiento de senos masculinos

ginecomastia

Ginecomastia o agrandamiento de senos masculinos

El término ginecomastia hace referencia a la condición de los varones que padecen hipertrofia en los pechos como consecuencia del crecimiento excesivo de las glándulas mamarias. Esta afección puede originarse en uno o en ambos senos y no en la misma proporción, causando desequilibrios simétricos que pueden ocasionar vergüenza e inseguridad entre los que sufren de este trastorno, aunque en la mayoría de los casos, las causas de su aparición son benignas y transitorias. Así pues, son muchos los motivos que ocasionan el aumento de los senos en los hombres pero pueden agruparse en tres grupos principales que engloban las distintas causas del origen de esta alteración:

  • Ginecomastia en recién nacidos, puberal y en la vejez: el paso de estrógenos que se produce entre la madre y el feto durante el embarazo y a través de la placenta produce ginecomastia transitoria que suele desaparecer pasadas unas semanas desde el nacimiento.

Además, durante la adolescencia los varones sufren cambios hormonales como consecuencia del aumento de estrógenos propio de la edad que pueden provocar un aumento temporal de los pechos que suele desparecer antes de haber cumplido 17 años.

En la vejez suele producirse un aumento del tejido graso así como una disminución en la creación de testosterona. Ambos factores influyen en gran medida en la aparición de este trastorno, siendo en este caso no transitorio.

  • Ginecomastia secundaria: ciertas enfermedades como las relacionadas con los riñones, los pulmones, los testículos, la tiroides, el hígado o la glándula suprarrenal pueden influenciar en la aparición de esta afección, así como la existencia de problemas hormonales y la ingesta de algunos medicamentos y drogas.
  • Pseudoginecomastia: esta patología se suele confundir con la verdadera condición de ginecomastia. Y es que son muy frecuentes los casos en los que se incrementa el tejido adiposo como consecuencia de la acumulación de grasa, pero no el tejido glandular de la mama.

Conociendo las causas por las que se origina la ginecomastia no temporal se plantea un tratamiento para solucionarla. Y es que si a partir de la retirada de los medicamentos que provocan el aumento de los senos no se nota mejoría, las medicinas que bloquean el efecto de los estrógenos, disminuyen su producción así como los andrógenos, pueden solucionar el problema si bien éste está derivado por un desequilibrio hormonal.

Sin embargo, y sobre todo en los casos de ginecomastia de larga duración, estos tratamientos son ineficaces al reemplazarse el tejido mamario por cicatricial ya que éste último es inmune a la medicación. Es por ello que la cirugía estética supone una solución definitiva y eficaz cuya intervención endoscópica consiste en la realización de una incisión alrededor de la areola para eliminar el exceso de tejido mamario.