Radiesse, la alternativa perfecta al quirófano - Eternal Beauty Clinic
2253
post-template-default,single,single-post,postid-2253,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,columns-4,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

Radiesse, la alternativa perfecta al quirófano

Radiesse, la alternativa perfecta al quirófano

La cara es el espejo del alma según se ha dicho desde siempre, y es por ello por lo que el cuidado del rostro resulta tan importante para muchas personas, ya que es nuestro “escaparate” de cara al resto, y a nosotros mismos. Entre los numerosos tratamientos anti-aging que podemos encontrar, el Radiesse (nombre comercial con el que se conoce a la Hidroxiopatita de calcio) es una de las opciones que está cobrando fuerza frente a otros tratamientos como el ácido hialurónico o la toxina botulímica. Y sin duda es una excelente alternativa al paso por el quirófano, tan temido por muchos por los riesgos que conlleva.

 

Según los expertos en tratamientos estéticos y a consecuencia de las experiencias de los pacientes que se han sometido a este tratamiento, el Radiesse es considerado actualmente el anti-aging preferido por la mayoría frente al ácido hialurónico especialmente por su mayor duración. Bien es cierto que en función del tipo de ácido hialurónico utilizado y la zona y tipo de tratamiento en el que se haya empleado, el resultado puede variar. No obstante, parece que el Radiesse o Hidroxiopatita de calcio tiene un mayor rango de actuación además de, como hemos indicado, mantener sus efectos durante un periodo de tiempo más largo.

foto-radiesse

En cuanto a su composición, la Hidroxiopatita de calcio aplicada en los tratamientos, conocida por su nombre comercial Radiesse, no es más que un elemento compatible con el cuerpo humano y que está presente de forma natural en el organismo por lo que resulta muy improbable que se produzcan rechazos o alergias. Además Radiesse estimula la producción de colágeno por lo que en unos meses después de su aplicación mediante una fina aguja se consigue el máximo efecto rellenador y redensificador de la propia piel. Estas propiedades junto con la duración de sus efectos lo hacen ideal para corregir arrugas o defectos en el rostro, ya que dentro de los tratamientos no permanentes, la mayoría de los pacientes tratados con Radiesse ven sus efectos de forma prácticamente inmediata y hasta dos años después de la aplicación del tratamiento. Una solución que ofrece un resultado natural, que no exige el paso por el quirófano y que nos permitirá lucir una piel más joven y firme durante mucho tiempo.